Cómo enviar tu vehículo al extranjero

Logísticamente hablando, puede parecer un proceso complicado enviar tu vehículo al extranjero. Sin embargo, cuando trabajas con los mejores servicios internacionales de mudanzas, el proceso se simplifica y solo tendrás que hacer unas pocas gestiones.

De hecho, la mayor parte de las gestiones que tendrás que hacer son previas al envío de tu vehículo. Saber cómo funciona el proceso, el tiempo que tardará tu vehículo en llegar y cómo recuperarlo cuando llegues, son todos pasos importantes a considerar antes de enviar tu vehículo al extranjero.

Cómo seleccionar el método de envío más idóneo

 

Dos factores principales entran en juego a la hora de decidir qué método de envío usar: coste y tiempo. Enviar tu vehículo por avión es sin duda el más costoso, pero llegará más rápido. El envío de tu vehículo en barco es más rentable, pero tardará un poco más en llegar.

La elección es tuya, por supuesto, y la compañía de envío que elijas debería proporcionarte una guía detallada sobre los pros y los contras de cada método. Pero en líneas generales, los factores de tiempo y de coste son los más relevantes a considerar.

Rasgos de las mejores compañías de envío de vehículos al extranjero

 

Si vas a confiar en los servicios de una empresa de mudanzas internacionales el envío de algo tan valioso como tu vehículo al extranjero, debes investigar sobre las mejores compañías.

Algunos de los mejores rasgos incluyen transparencia, confiabilidad, puntualidad y brindar a cualquier interesado toda la información que necesita para comprender el proceso de principio a fin.

Una vez que te hayas decidido por una compañía en particular, confía en ellos para recibir todos los detalles y en que manejarán tu vehículo con cuidado y lo entregarán de acuerdo con las expectativas establecidas.

Otras consideraciones para el envío de tu vehículo al extranjero

 

Antes de nada, te recomendamos inspeccionar minuciosamente tu vehículo antes de enviarlo. Toma fotos y escribe notas detalladas sobre el estado de tu automóvil, y la compañía de mudanzas debería hacer lo mismo. Esto ayudará a proporcionar pruebas a tu compañía de seguros si el automóvil se daña durante el transporte y facilita el proceso de reclamación.

 

Desde el punto de vista de la logística, deberás planificar diversas cuestiones en relación con el puerto al que llegará tu vehículo. Cada destino es diferente y tendrá que pasar por diferentes puntos de control de aduanas, lo que puede retrasar la hora de llegada. Ser consciente de cada pequeño detalle y planificar el envío a fondo con tus agentes internacionales te permitirá trasladar tu vehículo al extranjero con todas las garantías posibles.